Cómo Opera la Reencarnación (Parte 2)

in #spanishlast year

032_Espiritismo_017_Reencarnacion2_27-02-2020_Destacada.jpg

Es un placer volver a estar con ustedes, mis queridos amigos Steemitlógicos.

Soy Zulay Pulido, estudiante de la extraordinaria Doctrina Filosófica Espiritismo Luz y Verdad.

“Yo soy su legado. Su sacrificio me enseñó que, aún después de la noche más oscura, el sol saldrá de nuevo. Si el corazón es lo bastante fuerte, el alma renacerá con cada nuevo día. Vida tras vida; época tras época, para siempre.” - ART PARKINSON – Ingeras

Fotografía destacada, cortesía de Gerd Altmann (Pixabay)

En el Artículo Anterior, mencioné lo que ocurre al Espíritu, desde la Desencarnación hasta el Juicio Destino que el mismo Espíritu se prepara, con el objeto de acometer su próxima existencia corporal.

Cuando el Espíritu ha completado lo que sería su plan para la nueva vida, es acompañado por su Espíritu Guía y su Espíritu Protector, al tribunal del padre del plano al que pertenece la tierra; y allí el Maestro Superior Espíritu de Verdad que los rige, que tiene más experiencia que el solicitante, lo aprueba o corrige en Ley de Justicia.

05-autorizacion.jpg
Ilustración de Zulay Pulido

Una vez aceptado el programa, el Maestro autoriza al Espíritu a tomar del Principio de Vida, el Éter Universal, el Microhombre correspondiente y conforme al sexo que debe tener, y así, se encamina el Autorizado Espíritu en busca del que será su Padre y se posa en su centro vital, depositando en su Cerebelo aquel Microhombre, hasta el momento oportuno en que él mismo (ayudado por la Ley de Afinidad y la Ley de Justicia) pueda unir a su Padre con la mujer que eligió para ser su Madre.

Son muchísimos los inconvenientes y obstáculos que se han de vencer hasta el acto de la Concepción, ya que, en ese interín, pueden ocurrir muchas cosas, como, por ejemplo, que:

  1. los futuros progenitores vivan en Países Diferentes,
  2. alguno de los dos o ambos estén unidos en Matrimonio con terceros,
  3. pertenezcan a Culturas Distintas, que no acostumbran a relacionarse fuera de su círculo social,
  4. tengan Posiciones Económicas o de Poder muy diferentes, que con seguridad no serán afines,
  5. formen parte de Familias Enemigas,
  6. haya Guerra en la zona geográfica donde se ubique alguno de ellos o ambos,
  7. el uso de Anticonceptivos,
  8. y mil inconvenientes más.

Unas veces, tendrá éxito; otras, no. Pero en todos los casos, el Espíritu está autorizado a hacer lo imposible; a probar de mil maneras, cómo lograr que se encuentren en algún punto del planeta, se conozcan, y por Ley de Afinidad se atraigan, hablen los sexos, y se unan, aquellos que serán sus Padres, porque obedece a la Fatalidad de la Ley, pues ya fue admitido espiritualmente aquel compromiso.

06-union-padres.jpg
Ilustración de Zulay Pulido.

Segundo: El Acto de la Concepción de un nuevo ser y la Gestación hasta el Alumbramiento.

032_Espiritismo_017_Reencarnacion2_27-02-2020_2.jpg
Fotografía, cortesía de Fotos gratis (freepik.es)

Con respecto al Matrimonio, debo decir que al Espíritu no lo rigen las leyes opresivas que han creado los Hombres contra los Cuerpos, instrumentos todos del Espíritu, ya que:

"Ningún ser hombre entra en el mundo por puerta falsa".

Esto significa que todo Ser Humano es el producto de la unión sexual de Hombre y Mujer. No ha existido, ni existe, ni existirá, en ningún mundo de la Cosmogonía Universal, otro método de Concepción. Cualquier referencia a otra manera de quedar embarazada, es falso.

La Ley es una, y todos, quieran o no, la cumplen, pues la Ley de Amor es Inflexible y se impone sin obligar.

Ahora, seremos testigos del difícil y hermoso acto de la Concepción del Hombre. Para los cual no se tiene en cuenta si se interpone Matrimonio Jurídico, Canónico o Adulterino, según se entiende bajo la Ley Civil, pues ninguno de ellos es impedimento para la Concepción, cuando está en Ley de Justicia, a pesar de las sanciones legales y el voto religioso.

No son el Óvulo de la Mujer ni el Espermatozoide del Hombre los causantes de la Concepción de otro semejante, pero sí son la materia necesaria y conductora del Microhombre, del cual hablé anteriormente. Esto se comprueba en que en cada eyaculación hay millones de células sexuales que se pierden, y solo una o un poco más de una, consiguen la Fecundación. Si ese Microhombre no penetró, el resto de millones de Espermatozoides no serán capaces de Engendrar.

Y así; llegado el momento oportuno de la Concepción, cuando por fin, el # Espíritu autorizado tiene a sus padres unidos por su labor muy larga y penosa, hace un llamado a la justicia del Padre Creador, a presenciar su Concepción y al instante acuden quienes serán en vida humana sus Espíritus Guía y Protector.

El Espíritu que ha de ser concebido se instala en el Cerebelo de su Padre, tomando el Microhombre que antes dejó allí y activa las funciones fisiológicas y en el instante en que, por esas funciones han acudido a la Uretra, los materiales líquidos necesarios para la segura marcha por el estrecho canal, más rápido que el Pensamiento, el Espíritu con el Microhombre desciende por la Médula Espinal y pasa con la masa líquida a la Uretra, toma el Óvulo Maduro, que el Espíritu de la Madre le ofrece, y queda efectuada la Concepción, entre los Besos de Amor de ambos. Por eso se dice que:

"Si matas, con tus besos resucitarás al muerto”

Este acto divino es presenciado por una Asamblea de diez (10) Espíritus: el Espíritu del Padre y Guía y Protector, 3; el Espíritu de la Madre y Guía y Protector, 6; el Espíritu a encarnar y Guía y Protector, 9, y un Espíritu Secretario del Consejo del Padre Creador, que anota aquella nueva existencia en el Libro de la Vida, 10.

Estos son los obligados por ley, pero siempre acuden muchos Espíritus Afines y también Espíritus Enemigos que se oponen y aún triunfan muchas veces, momentáneamente.

Este es el invariable y tremendo Acto de la Concepción, acto realmente divino y de ley natural, que, aunque el Creador pudiera querer, no podría hacerlo de otra forma y manera sin dejar de ser Creador, pues él eternamente cumple su propia ley.

Esto desmiente el invento de la Inmaculada Concepción, por el cual María Virgen tuvo un hijo del Espíritu Santo, cosa que tampoco existe.

En el siguiente artículo, terminaré de descubrir el Proceso de la Reencarnación.

Esta información está basada en los conocimientos obtenidos de la Doctrina Filosófica “Espiritismo Luz y Verdad”, que se imparte en la “Escuela Magnético Espiritual de la Comuna Universal (EMECU)”, fundada el 20 de septiembre de 1911, por el Maestro Juez, Joaquín Trincado.

Mis Redes Sociales personales son:
Facebook: https://www.facebook.com/zupulido,
y Twitter: https://twitter.com/zupulido, pero no las uso con frecuencia.

Sin embargo, las de la FAVTachira,
Facebook: https://www.facebook.com/FAVTachira/,
Twiiter: https://twitter.com/favtachira
e Instagram: https://www.instagram.com/favtachira/,
sí se actualizan constantemente.

Si te agradó este artículo, te agradezco dejar tus comentarios, consejos o recomendaciones, para mejorar mi colaboración en esta importante comunidad.

Recuerda, puedes encontrarme en https://steemit.com/@librepensadora

Un gran abrazo desde Venezuela, un país muy Hermoso.

Cintillo_votame_4.jpg